21 April 2006

To piss outside of the plant pot *
*(Mear fuera del tiesto)

La gente que me conoce sabe mi afición por las traducciones libres español-inglés, hobby heredado de echar ratos viendo los resultados de aquel traductor que sacó Altavista y que mostraba unas traducciones del inglés al español surrealistas.

El caso es que esta mañana he dedicado un rato a leer las declaraciones del presidente del Real Madrid, Fernando Martín, que El Confidencial de Jesús Cacho publicó el pasado miércoles y que han causado un enorme revuelo en un momento donde, lo que menos falta le hacía al Madrid, era pecisamente ruido de sables.

Me consta, por gente que le conoce bien, que Fernando Martín es un buen tipo. Por circunstancias que no vienen al caso, un verano tuve la oportunidad de ver un partido de fútbol en el Bernabéu sentado a su lado y los comentarios que hizo eran los de alguien a quien le gusta el fútbol y además parece que algo sabe. Algunos le tachan de "tonto" o "poco espabilado". Mi opinión es que que para hacerse en tres años el 10% de Sacyr-Vallehermoso y venderlo con unas plusvalías de 130 millones de euros, un poco listo sí que hay que ser. Y esto es un ejemplo de una trayectoria profesional que ha hecho que llegue sin agobios a fin de mes.

Sin embargo, cuando uno lee las declaraciones de Fernando Martín a El Confidencial comprueba que poco acertado, cuando menos, sí que ha estado.
Hay gente a quien se le calienta la boca enseguida. Malo. Hay gente que se le calienta la boca enseguida teniendo enfrente a un periodista. Peor. Y, por último, hay gente que se le calienta la boca teniendo delante a un periodista de un medio mafiestamente hostil a la persona que ha confiado en ti para que le sustituyas en la Presidencia del Real Madrid. Lamentable.

En la gestión de la comunicación, tan importante como comunicar el mensaje adecuado, es saber callarse cuando lo que vas a decir te va a hacer más mal que bien. No tengo ni idea de si lo que dice Fernando Martín sobre algunos directivos es cierto. Ni de si es verdad que Florentino le puentea. De lo que estoy seguro es que les ha dado la excusa perfecta a sus enemigos (que posiblemente antes no tenían) para dar el puñetazo en la mesa y pedir que se convoquen elecciones. Flaco favor el que se ha hecho el vallisoletano a sí mismo y al Real Madrid.

Dice en sus declaraciones "Moriré con las botas puestas"... ¿Y con la boca cerrada?

"For the mouth the fish dies"*
*(Por la boca muere el pez)




3 Comments:

Anonymous Hernán said...

O también podría ser por...
"To be as short as a waistcoat's sleeves"
(Ser más corto que las mangas de un chaleco)

Tengo que reconocerlo, y mira que me jode mucho, mucho, pero mucho... me gusta tu blog. Y es que además te veo "as happy as a silly with a chalk" ;-)

10:38 PM  
Blogger Salvador Carrillo said...

For the moment I am very very emocionated. :)

11:40 AM  
Anonymous charlie said...

Y luego hay gente que se cree lo que aparece publicado en El Confidencial... Muchísimo peor.

1:39 PM  

Post a Comment

<< Home